Grupo Roncahuita

Grupo Roncahuita (Ir a Facebook)
Correo electrónico:
rsrosales100@gmail.com

domingo, 6 de abril de 2014

¿Qué pedimos al nuevo gobierno?




Hoy vamos a segundas elecciones, un recurso que establece nuestro sistema electoral cuando por las razones que sea, el pueblo no elige presidente en las primeras. En las segundas, solo hay una opción: o elige o elige.

Sin considerar el efecto que ha tenido sobre la conciencia y el ánimo de los electores treinta años de malos gobiernos rematado en los últimos ocho años con los que no se veían, por pésimos, desde que Juan de Cavallón fundó la ciudad de Garcimuñoz a su llegada a nuestras tierras*, nos aventuramos a decir que ese electorado fue bombardeado con la más asquerosa campaña del terror que hayamos visto en décadas organizada por los descendientes de Cavallón contra un candidato y un partido a quienes no podían señalarle ni un solo acto de corrupción y en cambio si muchos de entrega, lealtad y compromiso con la patria.

La campaña tuvo parcialmente un efecto negativo sobre el Frente Amplio, pero no el suficiente para permitirle crecer a alturas que no se daban desde hace cincuenta años para un partido socialista.
Quien más recogió la cosecha de la campaña de la mentira y el miedo para su beneficio ha sido el PAC, lo que demuestra que, al PLN, esa estrategia del terror se le devolvió como bumerán.
Estábamos ante una encrucijada los ticos: ¿Cómo votar por un candidato demagogo, débil, incapaz representante del partido más corrupto de nuestra historia reciente?
El miedo le quitó votos al Frente Amplio, pero nos se los dio a Araya. Se los otorgó a Luis Guillermo, aunque no los suficientes para elegirlo en primera ronda. La masa fiel al PLN, cada vez más pequeña, le entregó su voto a ese partido y los mandó a segunda ronda.

El electorado elegirá hoy a Luis Guillermo, no al PAC, un partido que nació por decisión de otro Solís y que hoy parece haberse convertido en tierra de nadie.

Don Luis Guillermo tiene la misión de hacer  cambios necesarios dentro de los límites que le impone su propio partido y una estructura establecida por sus progenitores políticos, los hermanos Arias, para producir un gobierno de transición del neoliberalismo al socialismo. 

Ante esto,decimos con José María Villalta: "Al nuevo gobierno solo le pedimos que pare la robadera. Que gobierne para las grandes mayorías dando prioridad a las personas empobrecidas, explotadas y discriminadas. Que respete y defienda los derechos de las personas trabajadoras y avance en el cumplimiento de los derechos humanos. Nunca para atrás. Que respete y defienda a la Madre Tierra. ¿No es mucho pedir, verdad? En todo lo que haga en esta dirección podrá contar siempre con el Frente Amplio" Y decimos también con una amiga escritora: "¡Este país da un hombre lúcido como José María Villalta Florez-Estrada una vez en un siglo!"

EDUARDO ZÚÑIGA

*Frase aplicada a Laura Chinchilla por Óscar Arias, que le hurtamos para aplicársela también a sus propios gobiernos.

martes, 1 de abril de 2014

¿A dónde vas, izquierda latinoamericana?



Superada la fatídica etapa de los golpes de estado a las democracias y las dictaduras de derecha auspiciadas por los
Estados Unidos, habiendo entrado ese imperio económico en una crisis de la que solo saldrá como dijo alguien "si dispusiera de los recursos de dos planetas más" para sostener su estilo de vida y su poderío mundial, ocupado en sus guerras en invasiones en oriente, acabada la guerra fría, Latinoamérica pasó a ocupar un segundo lugar en los intereses de la gran potencia.
Esto fue aprovechado primero por Chávez, líder indiscutible de la renovación de los ideales independentistas de Bolívar que fue el primero con la capacidad de enfrentarse con decisión , poder, valentía  e irreverencia al dominio estadounidense, seguido por Ecuador, Brasil, Bolivia, Uruguay...  en su particular estilo cada uno.

Es sin lugar a dudas Hugo Chávez el inspirador de este movimiento y a él se debe la existencia del Mercosur, de Unasur, del Celac, del Alba que se han convertido en organizaciones unificadoras de una voluntad de independencia política y económica que han obligado a cambiar las relaciones internacionales con América Latina, convirtiéndose ésta en una fuerza mundial de obligatoria consideración y respeto. Bueno, hasta la OEA tuvo que transformarse para salvarse de la muerte, si miramos los últimos detalles de su  obligada acción frente a los planes neogolpistas de Estados Unidos respecto a Venezuela. 

Dentro de este nuevo orden y en medio del fracaso mundial del capitalismo ortodoxo conocido ahora como neoliberalismo, quizás más agresivo aún, la izquierda latinoamericana ha tenido que auto analizarse, autocriticarse y replantear su estrategia, sus objetivos y su agenda política.
Ya no responde al dogmatismo soviético, maoísta o troskista de antaño. No, ya no. Superados los movimientos guerrilleros que no conducían más que a una lucha de desgaste inútil con miles de muertes inocentes; se ha planteado en cambio la necesidad de usar la vía electoral para llegar al poder, esa vía por la que se perpetuaron antaño los líderes de derecha. La cosa parece haber dado vuelta. ¿Creen en el sistema electoral? ¡Ah, pues nosotros también, pero de a deveras! ¡ Y los tiempos no están para hacerle a nadie lo que le hicieron a Allende! A lo más que han llegado en los últimos tiempos, es a sacar en piyama a un presidente constitucional y mandarlo para Costa Rica, aunque por la desaprobación mundial, las cosas no les salieron exactamente como las quería Micheleti y sus socios.

Entonces la izquierda está jugando en el mismo tablero democrático convencida de que debe convivir con el capitalismo. 

Pero ojo, la estrategia parece consistir en que existe en ella una convicción de la necesidad de recuperar para los países las riquezas esenciales, llámense petróleo, minería, gas, agua…, de que debe contar con la empresa privada porque el estado no puede con todo, pero que debe convencer a la empresa privada que puede crecer en paz siempre y cuando cumpla con sus obligaciones y deberes en el campo del progreso y el bienestar social como vía garante de la paz social y la seguridad, de modo que se equilibre la balanza entre el capital financiero y el capital humano que aporta su fuerza de trabajo físico o intelectual. Que se invita a invertir al capital extranjero bajo seguridad jurídica y condiciones legales establecidas, que está dispuesta esa izquierda a ser una sociedad con mercado, pero no "de mercado", que hay recursos que se alquilan, pero no se venden porque los países no están en venta y que no tienen derecho a inmiscuirse bajo ninguna circunstancia en las decisiones políticas porque éstas son del ámbito exclusivo de la soberanía nacional. En fin: en condiciones justas de beneficio mutuo y con absoluta transparencia ante los electores.

Ah, muy importante: los estados se reservan la administración de servicios y bienes estratégicos como la salud, la educación, la seguridad, los cuerpos militares y ciertos recursos naturales por razones aceptadas universalmente.

La fuerza de este movimiento es tal, que hasta Cuba aprobó una ley de inversión extranjera y ya los inversionistas europeos  y asiáticos corren para entrar de primeros, antes de que finalmente y por presión del capitalismo estadounidense, el senado de esa nación termine por levantar el bloqueo económico, ante esta jugada  urgente y astuta del gobierno cubano.
Con esta acción, Cuba  que en el pasado quiso extender su revolución en el área, se aleja definitivamente del viejo dogmatismo marxista y empieza a transitar por la vía de la izquierda latinoamericana. ¡Cosas veredes!

Entendida así, esta izquierda  se impone inevitablemente y su carta de presentación son los logros en la autonomía, la independencia, la organización continental, el desarrollo económico y social que hace pocas décadas eran una utopía, no más.

GRUPO RONCAHUITA

domingo, 30 de marzo de 2014

¿Por qué no votamos en segundas elecciones?


Sin pretender agotar las razones, exponemos algunas que nos parecen absolutamente válidas.
Son pocos los que dudan que el PAC es un partido hijo legítimo del PLN. Su fundador Ottón, lo creó con el fin único de ser Presidente de la República. Creemos que igual que la Ley de la Gravedad, no hay que demostrarlo.
Su candidato hoy, no es ni por asomo un "líder" de arrastre. Las circunstancias políticas lo han favorecido. ¡Ni quien lo dude! Y en nuestro criterio, no ha demostrado condiciones para ser el presidente que el país necesita. Y por ahí empiezan a aflorar los resentimientos de su líder histórico, el otro Solís, que es probable que no le perdone jamás alcanzar el codiciado puesto y haber tenido él que conformarse con una curul en la Asamblea: los signos han empezado a emerger. Ya los signos de un "PLAC" empiezan a surgir, porque el PAC nunca cortó el cordón umbilical del que se alimentó.

Sobre Ottón ya sabemos su trayectoria en el PLN. De Luis Guillermo sabemos que tiene un pasado semejante: ocupó puestos de relevancia en el PLN, pero nunca, ni por broma, le dieron oportunidad de una candidatura, en un partido cuyos dueños eran los Arias, cuando lo abandonó.
Logró imponerse como candidato contra la voluntad de Ottón, de Mendoza y de Epsy y la descomposición del PLN y su debilísimo candidato, hicieron lo demás.
Ahora son obvias las contradicciones dentro del PAC, tanto que algunos opinan que habrá en la Asamblea un grupo Ottonista, otro Guillermista, otro Mendocista y por ahí, arrinconada la señora Epsy (¿Por su género y color de piel? Es lo que se preguntan algunos malpensados.) ¡Ah, y presidente y vicepresidente contradiciéndose!

Hay una realidad inevitable: Solís podrá sustituir a los mandos de primera línea, (si encuentra gente que quiera asumir ese sacrificio), pero los mandos medios están nombrados por el Servicio Civil y son liberacionistas inamovibles. Y todos saben que los mandos medios son los que a fin de cuentas mandan. En última instancia pueden decirle al jefe : "¡No le hago caso! ¡Écheme! me voy mientras dura el proceso que puede ser tres o cuatro años, con salario completo y me echo a roncar y a ver tele!. Al final me reinstalan y punto o me dan las prestaciones millonarias y me voy de vacaciones a Cancún"

Las circunstancias nos han llevado a un callejón sin salida : los que voten votarán por el menos malo para dizque "sacar a Liberación": ¿Será cierto?. Lo dudamos.

Por esas razones no vamos a votar y porque ya votamos por lo que creemos es lo mejor para este país. También porque el PAC ganará las elecciones y votar por ese partido sería aumentar con votos la legitimación de un gobierno que nos empieza a oler a "arroz con mango".

Total va a ganar. Y si gana con una docena de votos de ventaja, da lo mismo que si gana a con cien, para nosotros, al menos y los demás tendrán que sufrirlo y soportarlo.
Sería bueno decirles a esos políticos (o politiqueros) que ya no creemos en ellos y que buscamos un cambio. Un cambio que el PAC no nos dará... es que llega al poder maniatado.

viernes, 7 de febrero de 2014

Nosotros iremos hacia el sol de la libertad


Por Walter Antillon, ex candidato a la vicepresidencia por el Frente Amplio.
"Aunque ya pasaron las Elecciones del 2 de febrero conservo en mi carro, alta y tremolante, la bandera del Frente Amplio. Quizás para algunos de los partidos que no van a Segunda Ronda todo concluyó en aquella fecha: para nosotros, como Partido, lo más importante empieza ahora.

El Frente Amplio tuvo un modesto origen, pero fue concebido para alcanzar un alto destino; que no es meramente hacerse con el poder del Estado, sino impulsar e inspirar el nacimiento de la verdadera Democracia en nuestro País y, con ella, la construcción del Estado de Justicia Social. Por eso digo que su misión fundamental empieza ahora; y por eso digo que no puede arriar sus banderas: debemos superar la visión reductiva de los episodios electorales, para construirnos como un partido de acción permanente, sólidamente apoyado en la juventud.

La pasada campaña electoral dejó a nuestra juventud frenteamplista muy amargas enseñanzas. Lucharon denodadamente, henchidos de buena fe, en las filas de un dirigente excepcional: inteligente, bien preparado, valeroso y honesto; y como respuesta sufrieron en su propia carne los dardos envenenados de la mentira y la tergiversación sistemáticas: asistieron indignados pero impotentes a los mayores atentados contra la credulidad y a la vulnerabilidad de los estratos más carenciados de la comunidad, perpetrados con lujo de cinismo y prepotencia por parte de la oligarquía y los medios de comunicación a su servicio. Asistieron, en otras palabras, a la segunda rampante aparición del oprobioso 'Memorandum del Miedo', obra maestra de la corrupción liberacionista.

En suma, la acción concertada de difundir mentiras, amenazar a los trabajadores de las empresas y comprar los votos de personas en extrema pobreza, llevada a cabo por Liberación Nacional y el Movimiento Libertario fue una cátedra de anti-democracia, una lección de podredumbre impartida por los opulentos en la pasada campaña que la juventud costarricense no olvidará; como tampoco olvidará a todos aquellos piadosos candidatos que posaron para las cámaras en las ceremonias religiosas celebradas, como por casualidad, en la vigilia de las elecciones, o incluso a boca de urna: “París bien vale una misa”, o dos.

Pero quedó demostrado que aquellos jóvenes de buena fe, perspicaces y bien informados que colmaron nuestras filas en todo el País, lograron superar fácilmente la barrera de embustes e infamias erigida por los reaccionarios de todos los pelajes contra el Frente Amplio: que es chavista, que es comunista, que es bolivariano, que es orteguista, que es fidelista; que si llega al poder va a implantar una ruinosa dictadura totalitaria en Costa Rica, etc. Se trataba de afirmaciones sin ninguna seriedad, basadas en argumentos pueriles, que fueron martilladas día y noche por los propios candidatos en los debates; y también por editorialistas, articulistas, comentadores de radio y TV, gacetilleros, reporteros, entrevistadores, altos ejecutivos, patronos y capataces en todo el País. En fin, afirmaciones que en países políticamente desarrollados provocarían la risa de la gente; pero que en Costa Rica surtieron efecto entre la gente sencilla.

Los comicios recientes mostraron claramente, en mi criterio, que en esos sectores de población ignaros de la verdadera Política y sometidos al triple flagelo de la compra de votos, la amenaza y la mentira, radica la mayor debilidad del sistema electoral costarricense. Y es aquí precisamente donde el Frente Amplio puede desplegar una labor benemérita, con las armas de la educación permanente, liberadora, democrática y solidaria, para animar a nuestro Pueblo a romper las cadenas del temor, la ignorancia y los prejuicios, y recobrar por fin el cetro de su poder soberano.

Es la tarea fundamental que este Partido joven, vigoroso y optimista debe acometer con ánimo resuelto, sin escatimar esfuerzos, imbuido de fervor cívico: no hay misión más alta. ¡Alcemos nuestra bandera!"

viernes, 31 de enero de 2014

Los lobos feroces quieren quedarse en el poder

Por Eduardo Zúñiga, Grupo Roncahuita 30 de enero de 2014.- 

 "Villalta ni es lobo depredador de la riqueza del pueblo, ni forma parte de la manada corrupta, ni nunca ha pertenecido a ella."

 Aún cuando los defensores de casi treinta años de "capitalismo salvaje" ha recurrido a todos los medios posibles, desde los más sucios y mentirosos, hasta los más sutiles para asociar al Frente Amplio con posiciones extremistas de izquierda, la campaña ha sido un fracaso, a juzgar por la respuesta que Villalta ha tenido por parte de una mayoría de ciudadanos a lo largo y ancho del país. 

Y no han tenido éxito ni los empresarios neoliberales, ni los religiosos conservadores, ni los candidatos o los medios de prensa que han echado mano a la campaña del miedo, porque ni en el discurso, ni en su carta ideológica, ni en su programa de gobierno, ni en los debates y declaraciones de los candidatos y funcionarios del FA, existe un solo dato que fundamente esa acusación.

Habrán notado que la campaña del odio, el miedo y la mentira se basa en afirmaciones sin fundamento, en mentiras, en chismes creados por mentes perversas como por ejemplo: "Con Villalta nos convertiremos en un país comunista, se acabará la libertad de expresión, nos quedaremos sin trabajo, se acabará la inversión extranjera, seremos un país militar, etc., etc., etc." 

Hasta han sido capaces de difundir inverosímiles y ridículas afirmaciones de supuesta financiación venezolana al FA, cuando fue Araya quien viajó a República Dominicana a reunirse con los hermanos Castillo Bozo. ¡Bueno…el colmo! ¡Para reír a carcajadas! Han utilizado el reconocimiento público de Villalta a la labor de líderes de la izquierda en beneficio del país, de cuyo gran aporte nadie duda, como Carmen Lyra y Manuel Mora, ambos beneméritos de la patria, a modo de "prueba" de sus convicciones comunistas extremas.
 Porque para tratar de conseguir su propósito, los enemigos del progreso social ha recurrido a cualquier medio, por infame y perverso que sea. ¡No importa! El fin justifica los miedos.

 Pero… ¡qué bueno!: no se han dado cuenta que Costa Rica cambió y ya ha escuchado tantas veces los gritos de "¡Ahí viene el lobo!", que no hay manera de que se lo crean. Es que los ticos sabemos que los lobos feroces depredadores de la riqueza del pueblo están en el poder, quieren continuar en él y Villalta ni es lobo depredador, ni forma parte de la manada corrupta, ni nunca ha pertenecido a ella. 

Fuente: http://www.ticovision.com/cgi-bin/index.cgi?action=viewnews&id=14128
Copyright © TicoVisión - Todos los derechos reservados

jueves, 16 de enero de 2014

El terrorismo mediático en estas elecciones


Ante el inesperado, pero explicable ascenso de José María Villalta en esta campaña, hemos visto aparecer una especie de virulento terrorismo mediático.

Se prepara igual que el terrorismo ordinario, aunque en este caso no se usan bombas ni explosivos físicos, sino sicológicos :  carísimas agencias de publicidad y comunicadores "sicarios" al servicio de los medios protectores del neoliberalismo y el libertarismo, diseñan artículos y estrategias para tratar de destruir el apoyo popular al partido mencionado mediante el miedo, el odio y el terror.

El terror es de ellos, de quienes dicen defender la patria, pero no aclaran que esa "patria" que defienden la tienen depositada en cuentas bancarias y que es en muchos casos  el producto del inmisericorde saqueo al estado o lo que es lo mismo, al pueblo, mediante convenientes leyes que les favorecen, componendas, contribuciones a campañas que multiplican ya en el gobierno con concesiones, licitaciones amañadas, extorsiones y mil y un recursos más. Ahora corren ante la realidad de que se les fue la mano y han prácticamente destruído el estado de bienestar que alguna vez nos puso como ejemplo en el mundo.

Recurren no solo al miedo sino a la mentira, a veces en solapados artículos "de opinión" o con panfletos que distribuyen en sitios públicos o en empresas privadas con el financiamiento de los patronos, donde alteran y esconden la verdad e incluyen amenazas que destruyen los hechos legítimos.

Así vemos artículos como "Las contradicciones de Villalta" o "El chavismo del FA", editoriales como el que han llamado "Maravillalta", artículos venenosos y apolillados como los de Alberto Montaner o panfletos como "Peligran las zonas francas", "Empresarios, nuestras organizaciones están amenazadas" o "Solidaristas, nuestro sector está amenazado"…

Nada se deja al azar, todo está rigurosamente planeado en este ataque masivo de terrorismo cuyo inherente fin es infundir pánico en la población especialmente desinformada.

Al respecto ha dicho el empresario Román Macaya: *" No soy frenteamplista...muchos podemos estar en desacuerdo con planteamientos de un Partido político u otro, pero utilizar la asimetría de poder de un “patrón” con sus empleados para orientar su voto, no solo crea condiciones para la confrontación violenta, si no que va totalmente en contra de la idiosincrasia costarricense que hizo que Costa Rica siguiera un modelo de desarrollo singular en el mundo. 
Nuestra idiosincrasia obliga a los extremos a atenuar sus posiciones y acercarse a un modelo más balanceado. Eso es precisamente lo que estamos viendo en esta campaña electoral." 

Nuestro deber como ciudadanos democráticos, es advertir a la población costarricense : es el mismo del memorando del miedo que usaron para pasar el TLC. Tenemos que combatirlo en la calle, en la familia, en la empresa, en las redes sociales, en la prensa independiente.

Lo peligroso en estas elecciones es que gane el miedo, porque perderíamos la oportunidad de que triunfe el más capaz.

*http://www.ticovision.com/cgi-bin/index.cgi?action=viewnews&id=14070

miércoles, 1 de enero de 2014

Carta de una dama respetable a don Johnny Araya



Estimado don Johnny:

Con profunda tristeza y preocupación vemos que usted baja y baja en las encuestas. Si seguimos así a nosotros nos va a llevar la trampa. Es que hemos puesto mucha plata para su campaña y esperábamos -como siempre- que usted al llegar al poder nos favoreciera con concesiones de obras públicas: ya sabe, la idea es que si ponemos un millón se nos convierta en diez o en cien, como ha venido sucediendo para bien del país.

¡Sus asesores son un desastre! Esas respuestas sobre el "casado" y todas esas porquerías que comen muchos ticos fueron fatales y a tal punto que sorprendí a la muchacha de adentro, hablando a un programa de radio a favor de ese comunistilla que le lleva la delantera. ¡La despedí inmediatamente, por supuesto! Ahora tengo una nica a la que le pago menos, que está ilegal y que no puede votar. Tampoco me gustó ese anuncio del sastre...¿A quién se le ocurre que los pobres saben de sastres ingleses? ¡Y esos son los que están apoyando al  comunistilla chavista ése!

Yo esperaba que usted arreglara esto, porque a a este gobierno le ha faltado cuidado, malicia. ¡La de cosas que han descubierto! ¡La de negocios que se nos han venido al suelo! Bueno, no todos. Lo que pasa es que en los anteriores las cosas se hacían más tapaditas, más disimuladas, con más inteligencia.

Mi sobrino esperaba un puesto de asesor o una embajada en Europa y ahora está preocupadísimo, porque el año pasado la daba por segura. Ya no. Como sabe, él no está acostumbrado a trabajar  y por eso quería irse para allá y hasta pensaba montar un negocio de "lleva y trae", ya sabe de qué.

¡Usted tiene idea de lo que nos va a pasar si baja la pobreza! ¿Qué hago yo si mi principal entretenimiento es la asociación de damas pro ayuda a los indigentes? ¡Se acabarían mis cenas y desayunos cristianos para ayudar a los pobres!

Calcule el desastre: ¡hasta una nieta mía dice que va a votar por el tal Villalta!. Ya se lo dije: si ese gana, la desheredo.

Eso de que le descubrieran lo de su curriculum ha sido un desastre. ¡Bastaba con no poner nada! Y lo del miedo ya no sirve, nadie cree en eso… y no sabe lo que sufrí con la silbatina que le pegó la chusma en el tope. ¡Eso le pasa por ponerse a andar entre ese pachuquerío!

¡Ay, yo no sé! ¡Invéntense una carta de Chávez a Villalta! ¡Invéntense una maleta llena de narcodólares con calcomanías del tal Frente Amplio! ¡Algo fuerte! ¡Algo impactante! Inventen una carta en la que Villalta prometa a Ortega regalarle esa miserable isla llena de suampos, eso puede ser muy efectivo o correrle la frontera hasta Nicoya…¡lo que sea! y contraten un helicóptero y dejan caer miles de copias el primero de febrero! ¡Yo pago el alquiler de ese helicóptero!

¡Es que hasta mi hermana dice que usted no va a ganar y ya sabe, ella es como bruja, cien veces ha consultado la baraja y cien veces sale la figura suya vuelta para abajo!

¡Hagan algo! ¡Cierren ese internet tan dañino! Prohíban el Facebook, por lo menos. ¡Estoy desesperada! ¡El mundo anda al revés, hasta el Papa se nos está volviendo comunista! ¿No lo ha oído hablar?

Besos, gordito.

Cuquita de Akerman


NOTA : los hechos mencionados y el nombre que firma la carta son producto de la imaginación del autor. Cuaquier parecido con la realidad, es pura coincidencia.